Francisco Franco es destituido como Alcalde de Valencia

Es curioso que en el siglo XXI, todavía surjan este tipo de noticias, que dan esa impresión a los ciudadanos de “despilfarro” por parte del Sistema Judicial y de que el dinero del contribuyente se gasta para tonterías políticas, en vez de estrujarse la cabeza, por ejemplo, en buscar alternativas y soluciones a los cientos de embargos diarios que practican los bancos, bajo el beneplácito de este mismo sistema judicial que ha retirado a Francisco Franco el título de Alcalde Honorífico de la ciudad de Valencia.

Parece que en el Juzgado número 5 de Valencia no tienen la típica acumulación de expedientes, verdadero problema en todos nuestros juzgados, y ha elaborado un informe y resolución, por la que se considera que el mantenimiento de esta distinción, por parte del desaparecido Caudillo es inconstitucional. Desde el 1 de mayo de 1939 Franco ostenta la Alcaldía honorífica y es en 2011 cuando el grupo Compromís presentó un recurso contra el acuerdo del Ayuntamiento, el cuál rechazaba la moción y se mantuvo el título, pero el 25 de julio del 2012, dicta sentencia el tribunal retirando definitivamente el nombre de Franco de las Actas Protocolarias de la ciudad. Resolución que el Ayuntamiento no recurrirá.

Las razones por las que el Ayuntamiento de Valencia no retiraba el título honorífico eran obvias: “tras la muerte del dictador, se extingue su personalidad civil”, pasando a ser simplemente otra anécdota para la memoria histórica, como declaró el vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau. Y por ese motivo no se retiró ni se admitió la protesta presentada por Compromís.

El abogado del Ayuntamiento también alegó que el artículo 15 de la Ley de Memoria Histórica, obliga a la retirada de escudos, insignias, placas y otras menciones a la sublevación militar, la Guerra Civil y la represión de la Dictadura. Claro, como el Dictador accedió a su posición de poder sin respetar los principios fundamentales democráticos, se incumple la Constitución Española. El portavoz Joan Ribó, declaró “haber contribuido a que Valencia no tenga como alcalde honorífico a un hombre como ese”, considerando después como “una gran noticia para la democracia”. Como apunte final, siendo como soy apolítico y aficionado a la Historia, habría centenares de personajes en la vasta Historia de España que incumplen la Ley de Memoria Histórica, y nadie usa los recursos económicos, los pocos que nos quedan, para suprimir estatuas de reyes, dictadores y políticos que a lo largo de los siglos han ascendido al poder por mecanismos distintos a la Democracia y a nuestra actual Constitución. Los políticos a lo suyo: a desviar los verdaderos problemas sociales con tonterías.

Guardar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here